Como un padre

Me gustaría ser como un padre.
Un padre para todos.
Escucharía cuando me hablan de sus preocupaciones.
Escucharía cuando me hablan de sus angustias.
Compartiría con ellos sus momentos de felicidad.
Compartiría con ellos sus momentos de tristeza.

Mucha gente se siente infeliz.
Mucha gente se siente confusa.
No saben lo que deben esperar de la vida.
Muchas veces, esperan demasiado
o cosas que no son realmente importantes.

La vida no siempre es fácil.
Hacer elecciones es bastante duro.
Los medios cambian de un modelo de conducta
para otro dependiendo de los ingresos
o del número de telespectadores que genera.
La tele es como un babysitter,
pero a menudo con valores erróneos
e interesada no tanto en enseñar
sino en ayudar a vender cosas
que la gente no precisa.

Me gustaría ser como un padre.
Interesado en ayudarles a sus hijos
para que crezcan en un mundo que pueden comprender.
En un mundo donde ven lo que es importante
y donde son bastante fuertes
para resistir a la manipulación – escondida – que ejercen
los babysitters falsos y comerciales.

Sobre todo, me gustaría que todos los padres
entendieran que no precisan tener
todas las cosas que les presentan los medios.
Entonces, tendrían mucho más tiempo
para pasar en compañía de sus hijos.

 

DIAMANTES DULCES

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

DANELLANDIA

Danellandia se creó el 28 de marzo de 2004, después de un grave incidente que drásticamente cambió nuestra vida.

Se basa en discusiones sobre este mundo y sus muchos problemas con personas de diferentes orígenes, países, religiones y edades.

Danellandia definió 25 valores humanos como la base de su campaña para hacer este mundo mejor y más justo en muchos campos de las actividades humanas: política, economía, medios de comunicación, relaciones personales, educación, cuidado de la Naturaleza…

Puedes ayudarnos a promover estos valores compartiendo el material de este sitio.

Conviértete en un danellandiano o amigo de la Paz promoviendo los valores humanos para impulsar la paz.

Este mundo necesita personas y líderes que pongan a la humanidad en primer lugar y no al dinero ni al poder. Personas y líderes que se unen en lugar de crear tensiones, divisiones y conflictos.

Los valores humanos fuertes son un pasaporte para un futuro sostenible.

¡El mundo de la Paz es posible!

NEWSLETTER

PRIVACIDAD: tus datos quedan en Danellandia

CONTACTO

PRIVACIDAD: tus datos quedan en Danellandia

© Danellandia 2021